Las negociaciones sobre Cambio Climático se hacen deliberadamente complejas, entonces quien no es negociador profesional, no las logra seguir. De esta forma, nadie puede reaccionar, y mucho menos  podrá exigir justicia climática.

Para hacer estas negociaciones más comprensibles, voy a hacer una serie de entregas durante la COP en Durban.

Una primera dificultad es entender la página web de la CMNUCC y los documentos publicados en ésta. Toda la información está disponible, pero a veces encontrarla es tan difícil como buscar una aguja en un pajar.

Con el fin de ayudarle: aquí un resumen de los enlaces de los organos pertinentes. Daré antecedentes y vínculos a los principales documentes para los órganos más importantes.

Los organos de más interés político son el GTE-PK (o AWG-KP, por sus siglas en Ingles), que se dedica a la definición del segundo periodo de compromisos del Protocolo de Kioto  y el GTE-CLA (o AWG-LCA, por sus siglas en Ingles), el cual tiene como objetivo implementar la Convención en todos sus aspectos relevantes. Voy a concentrarme primero en PK, y pronto también en el LCA.

Grupo de Trabajo Especial del Protocolo de Kyoto (GTE-PK): buscando establecer el segundo período de compromisos

De lo que realmente se trata


El objetivo de este grupo de trabajo es sorprendentemente simple: definir una enmienda al Protocolo de Kyoto en los artículos específicos a fin de asegurar que un segundo período de compromiso será aprobado.
El Protocolo de Kyoto exige en su primer período de compromiso (2008-2012) que todos los países desarrollados reduzcan sus emisiones de gases de efecto invernadero en un 5% por debajo de los niveles de 1990, tal como se define en el Anexo B del Protocolo. Esta lista incluye a los EE.UU., quienes desafortunadamente nunca ratificaron el Protocolo, dañandolo así severamente.

Obviamente, sólo definir un segundo período de compromiso no es suficiente. Es necesario contar con compromisos ambiciosos de todos los países miembros de Kyoto. La lista actual de las promesas de los países desarrollados – sí, promesas sueltas, muy diferente de compromisos firmes- fue compuesta después de Cancún, y de hecho es la misma lista que para el GTE-CLA. La reducción total propuesta es de 13 a 17% por debajo de los niveles de 1990, mientras que el IPCC estableció que estos deberían ser al menos un 25-40% por debajo los niveles de 1990.

El mandato del GTE-PK y su trabajo hasta el momento

El mandato del GTE-PK se decidió en el año 2005, y fue una decisión adoptada por todas las Partes del Protocolo, el cual obliga a las partes a establecer un segundo período de compromisos .

En Bali de 2007, se definió (cf. párrafo 22) que el trabajo del GTE-PK debería terminar en 2009, en la Conferencia de Copenhague. A fin de asegurar el cumplimiento de las fechas establecidas, se definió un programa de trabajo en Poznan, 2008. Invito a los lectores a revisar el artículo 49, que determina que en primer lugar se debe determinar un número agregado de reducción de emisiones, y desués el compromiso individual de cada país. En la práctica, nunca se siguió este programa de trabajo, ni se cumplieron los plazos establecidos, y ahora, en 2011, nos quedamos con textos de negociación muy inconclusos y no existe un programa de trabajo en absoluto.

Las contribuciones de los países a este texto, fueron hechos principalmente a través de presentaciones (submissions).

También son importantes la lista de propuestas ‘disparadores’ (véase punto de agende 5) realizado en 2009 a la CMP, las cuales dieron las propuestas de texto legal para la enmienda del Protocolo de Kyoto.

El trabajo del grupo de PK en Durban


Desde 2005, han habido 23 reuniones en los que trabajó el GTE-PK. La mayoría de las veces, una reunión coincidió con un período de sesiones, lo que significa la agenda se apruebe al inicio de la reunión y se llega a conclusiones al final.

En 2011 sin embargo, ya se llevaron a cabo tres reuniones, pero todas cubiertas bajo la misma sesión, que se reanudó una y otra vez. Entonces la reunión actual del PK en Durban es la cuarta parte resumida del 16eavo período de sesiones. Esto implica que la agenda sigue siendo la misma desde abril de este año, y que nunca se llegó a formular conclusiones.

El Presidente ha publicado una ‘nota de escenario‘ diferente para esta parte de la sesión. Una ‘nota de escenario’ explica las formas en que el Presidente pretende llevar a cabo las negociaciones y lo que espera que pueda pasar.

El texto de negociación actual para PK aún tiene increiblemente muchos asuntos pendientes, habiendo muy poco tiempo en las negociaciones de Durban para resolverlos. Sin embargo, el texto no debería ser ni tan larga, ni tan complicada, ya que el único tema a ser enmendado es el articulo 3.1 del Protocolo, algunas enmiendas consecuentes, y obviamente el anexo B, que define los compromisos que se llevarán a cabo.

Hasta Cancún hubo una anterior versión del texto, que en su opción A (página 9) mostró únicamente las modificaciones necesarias, y en su opción B (página 11) toda la ‘lista de deseos’ de  cómo los países (mayormente los desarrollados) quieren cambiar profundamente el Protocolo. Este es precisamente el gran peligro de Durban: es posible que se decide por un segundo período de compromisos, pero con un texto legal que pervierte totalmente la idea original del Protocolo de Kyoto.

Esto podría engañar a la opinión pública, pero jamas al clima!

 

Si tiene preguntas sobre el proceso de negociación de cambio climático, no dude en escribirme, trataré de dar respuesta en las siguientes publicaciones.

El mismo texto en Ingles

Links son en Español cuando están disponibles, caso contrario se prevé el link al texto en Ingles

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *